La política energética de AMLO condena de BCS al uso de combustibles fósiles: sociedad civil

La política energética de AMLO condena de BCS al uso de combustibles fósiles: sociedad civil

Por: Rodrigo Rebolledo Ramirez

La Paz, Baja California Sur. Ante la visita del presidente Andrés Manuel López Obrador a La Paz, un conjunto de asociaciones gubernamentales pidió a las autoridades en materia de energía cambiar la decisión de mantener al estado bajo un régimen de generación de electricidad basada en combustibles fósiles hasta 2026.

La petición suscrita por el Centro Mexicano de Derecho Ambiental (Cemda), el observatorio ciudadano Cómo Vamos La Paz (CVLP), el Centro de Energía Renovable y Calidad Ambiental, (CERCA), la Comisión Estatal de Transición Energética a la Alianza Comunitaria de Baja California Sur y Baja California Cancer Registry, señala contar con información obtenida por medio del portal de transparencia que revela la inexistencia de requerimientos por parte del Centro Nacional de Energía (Cenace) para la interconexión de centrales que generen energía a partir de fuuentes renovables en el sistema eléctrico aislado de Baja California Sur (BCS).

“Esta decisión deja fuera a los habitantes de Baja California Sur de gozar de los beneficios de la generación distribuida, entre ellos disminuir el monto de su facturación”, puntualizo Jaqueline Valenzuela, directora de CERCA.

Lucía Frausto, directora de CVLP, calificó como “preocupante que la inversión en infraestructura presente y futura está centrada en generación fósil, contaminante y cara, lo cual alejaría al estado de contar con un sistema eléctrico diversificado y resiliente, que aproveche los recursos locales y, sobre todo, que promueva la salud de la población y de los ecosistemas de la región”.

Las organizaciones de la sociedad civil destacaron que actualmente BCS genera energía con unidades obsoletas, deterioradas y con falta de mantenimiento. Indicaron que esto último ocasiona un impacto negativo al medio ambiente.

CERCA recordó su información del monitoreo de la contaminación atmosférica en La Paz, que evidencia 120 días del 2020 donde los niveles de azufre, carbono y otros contaminantes supera las Normas Oficiales Mexicanas (NOM).

“Esté claro que el sistema eléctrico basado en proyectos fósiles centralizados no ha sido efectivo en lograr que más personas puedan disponer de energía sin sufrir pérdidas en el medio en el medio ambiente, la economía y la salud. Con este tipo de sistemas, México mantiene a la baja las expectativas de cumplimiento de sus compromisos internacionales”, afirmo Mario Sánchez, director regional en el noreste del CEMDA.

Las organizaciones señalaron que los planes en materia energética actuales deben considerar el cambio urgente que necesita el sistema de BCS, transitando de las tecnologías de combustión interna hacia la implementación de otras más novedosas, eficientes y amigables con el medio ambiente, que contribuyan a garantizar el abasto y el respeto a los derechos humanos de la población.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *